Cada 36 horas una persona es asesinada por ajuste de cuentas

Redacción- Los datos son alarmantes, en nuestro país se registran cerca 177  personas ajusticiadas,  de esas muertes  93 han ocurrido en San José. Sumando los últimos homicidios registrados, se puede señalar que en Costa Rica una persona es ajusticiada cada 36 horas.

El nivel de violencia en el país se ha disparado, ya que entre el año 1992 al  2000 a penas se registraban dos casos de asesinato por ajustes de cuentas por año.

A partir del 2001 se empezó a incrementar estos homicidios y las estadísticas reflejan que se daba  uno al mes, hasta llegar a este  2015,  donde hay un ajuste de cuentas cada día y medio.

Las autoridades costarricenses fueron  advertidas mucho tiempo atrás. Para inicios del 2000, el Director de la Policía Nacional de Colombia, Rosso José Serrano -condecorado como el mejor policía del mundo- indicó que nuestro país debía poner mucho atención, porque si aparece una persona muerta tirada en un basurero ya  hay que ver más allá, alguna organización puede estar  detrás del crimen.

“Cuando empiezan los homicidios express, desapariciones, secuestros, lujos,  inversiones costosas y despilfarradas allí ya se filtró el narcotráfico,  ojala a Costa Rica no le empiece a pasar esto, pues sacarlo es más difícil que evitarlo y tienen el ejemplo colombiano”, señaló Serrano.

Por su parte, el jefe de Operaciones del Organismo de Investigación Judical (OIJ), Michael Soto, reconoció a AMPrensa.com que apenas  20% de los casos presentados durante el 2015 tienen un sospechoso identificado, debido a que en la mayoría no hay testigos que den detalles, ni relación directa entra la víctima y el asesino, lo que complica señalar un responsable del acto y el desarrollo de estas investigaciones toman más de un año.

Por otra parte, solo la mitad de los hechos serían condenados de acuerdo con las estadísticas de la Corte de Justicia desde el 2012.

Ajusticiamiento en dos ruedas: “La motocicleta hace un par de años eran sinónimo de trabajo, quizás de mensajeros, repartidores y ahorro de gasolina,   pero ahora para muchos significa  asesinos a sueldo. El escuchar una mufla alterada pone nervioso a cualquier ciudadano aún cuando no tenga nada que ver con el crimen organizado y esto provoca un nivel de  estrés y pánico”, detalló el sociólogo, Rúben González.

El sicariato y los ajusticiamientos se han vuelto cotidianos en la actualidad de  Costa Rica, el país abanderado con la paz y su referencia mundial con la connotación de ser el  primer país  sin ejército en toda la historia de la humanidad.

El primer asesinato por un sicario en Costa Rica fue 1980, en las cercanías del Colegio de Abogados, el segundo se presentó 10 años después, cunado un estadounidense fue asesinado de 71 balazos en San José centro; esto demuestra que era poco normal esta clases de homicidios  en nuestro país.

 

Mejor Armados: Los gatilleros cargan no solo con un sistema judicial  permisivo (de acuerdo con las estadísticas de impunidad), sino con armas de grueso calibre como AK-47, capaces de provocar 600 disparos por minuto y una velocidad de impacto de proyectil de 715 m/s, y un alcance efectivo máximo de 1.5 Kilómetros.

El último crimen con este fusil de asalto ruso quedó  grabado en San Francisco, el pasado viernes (Ver vídeo al final de la nota).

Por su parte, las autoridades como los agentes del Organismo de Investigación Judicial usan armas 9 milímetros, capaz de unos 17 tiros como máximo y un alcance efectivo menor a 600 metros. Además, por visten con chalecos antibalas, los cuales son insignificantes como cualquier otra prenda ante un proyectil de AK-47.

Características de una AK-47. 

ak 47-1

Asesinato el pasado  viernes 9 de octubre, San Francisco de Dos Ríos, San José, Costa Rica.


Publicidad

.

Acerca de Gabriel Cordero 616 Articles
“El periodismo es una pasión insaciable que sólo puede digerirse y humanizarse por su confrontación descarnada con la realidad” García Márquez.