Redacción- La Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) recuperó ¢6 714 millones, entre enero y agosto de 2015, debido a los 3 010 procedimientos de cierre de negocios que realizó. Este monto representa un 28% más de lo recuperado en el mismo periodo del año anterior.

De acuerdo con datos de la Dirección de Cobros de la CCSS, en la mayoría de los casos el patrono se acerca a la institución a cancelar su deuda o formalizar un acuerdo de pago. Una minoría, cercana al 4%, es a la que se le ejecuta el cierre del negocio.

“La intención de la institución no es cerrar empresas, el objetivo principal del procedimiento es recuperar las deudas pendientes de pago que son empleadas en los distintos programas de salud y pensiones”, señaló Luis Diego Calderón Villalobos, director de Cobros de la institución.

El funcionario explicó que, adicionalmente, la institución pretende brindar al patrono la posibilidad de continuar desarrollando su actividad económica al día con el pago de sus cuotas obrero-patronales. No obstante, para aquellos patronos que son reincidentes en el no pago, se emplea este mecanismo que se encuentra establecido en el inciso b) del artículo 48 de la Ley Constitutiva de la CCSS.

El procedimiento de negocios tiene varias etapas. En la primera, la CCSS realiza una notificación al deudor, concediendo un plazo de 10 días hábiles para cancelar la deuda o formalizar un acuerdo pago; si el patrono hace caso omiso a esa notificación, la Institución continua con el procedimiento que implica el cierre del establecimiento, local o centro donde se realiza la actividad, por un plazo de cinco días, prorrogables por otro período igual, si los motivos por los cuales se cerró el negocio persisten.

La Institución hace un llamado a los deudores para que se presenten a pagar sus deudas o bien formalicen un acuerdo de pago, pues así contribuirán responsablemente con la Seguridad Social, además pueden evitar costos asociados al no pago de las cuotas, como intereses, multas, cobro de servicios médicos y subsidios que se brinden a sus trabajadores, gastos legales, entre otros.