Redacción-Comerse las uñas es sin lugar a duda una de las costumbres de muchas personas en nuestro  país, este hábito se ve mal visto, pero no solo eso, hay varias enfermedades  que usted puede sufrir por esta costumbre.

Se conoce que la mayoría de las  bacterias se encuentran en nuestras uñas,  en cada ambiente donde estemos este será el principal lugar donde miles de bacterias pueden ingresar a su organismo.

La mayoría de los daños que usted puede sufrir por esta mala costumbre se da en sus dientes. En el caso de utilizar aparatos bucodentales como frenillos,  el comer uñas puede provocar que el reacomodo de los dientes no  se de  correctamente.

Otra de las consecuencias es que las personas que comen uñas aumentan la probabilidad  de  que sus muelas rechinen, sonido que se da entre los dientes por nerviosismo.

Hay posibilidades de hinchazón y sangrada en  las encías, los dedos pueden llenarse de pus, también comer uñas ocasiona enfermedades en la boca lo que se  conoce como herpes oral , este padecimiento se da  principalmente en los labios.

Las mujeres que pintan sus uñas pueden consumir tóxicos por el esmalte que utilizan, comerse las uñas también provocan que estas nunca crezcan.

Las personas que comen uñas generalmente lo hacen por ansiedad, baja autoestima y falta de control de sí mismo.