Redacción- Desde Diciembre del 2013 un informe señaló el peligro que sufren 200 trabajadores del Ministerio  de Hacienda en una edificación  con serios problemas estructurales,  el cual podría venirse al suelo con un temblor,  y las autoridades de esta cartera no toman ninguna acción concreta ante la inminente problemática.

Se trata de los trabajadores del departamento de la Dirección General de Informática,  la cual se ubica en San José centro entre calle primera y avenida 3.

Un informe de consultoría realizado por la compañía de ingenieros Camacho y Mora, del cual AMPrensa.com tiene copia,  señala que el edificio no cumple con el código sísmico y representa un riesgo para la seguridad humana ya que las vigas de soporte podrían colapsar.

“(..)dándose así alerta de un fallo estructural. Se notaron serias grietas en las paredes de las escaleras, paredes periféricas y las juntas de unión de ambos edificios”, según el informe.

Además se detalla que esta situación se agravó desde el terremoto de Nicoya el 5 de setiembre del 2012 .

Varios funcionarios, que prefieren mantener su identidad protegida, detallaron a AMPrensa.com,  que los altos mandos de Hacienda no hacen nada, porque solo le apuntaban al fallido traslado al Oficentro El Tobogan, el cual se paralizó ante cuestionamientos por sobre precio.

Por su parte la gerente financiera de Hacienda Dina Víquez, reconoció la gravedad problema, pero aseguró que Dios es muy grande, por eso no les pasará nada al personal que trabaja en ese edificio. Además, que analisan varios lugares que podrían arrendar, pero que no los detallaría para evitar especulaciones.

Víquez se comprometió con AMPrensa.com que para antes de finalizar este año tendrán un lugar para movilizar a las 200 personas que trabajan día tras día con el inminente peligro de un derrumbe,  y añadió que no va ser en el Oficentro El Tabogán, pues ese lugar está totalmente descartado.