Redacción-El partido de este martes entre Bélgica y España queda suspendido definitivamente después de que El Centro de Crisis perteneciente al Ministerio del Interior de Bélgica haya recomendado al Gobierno la cancelación del encuentro por una seria y fuerte amenaza terrorista. 

Existen notables indicios de que el fugitivo terrorista Salah Abdeslam, único superviviente de los atentados en París, podría volver a actuar en Bélgica. Las fuerzas de seguridad han estado en alerta máxima desde que el viernes se conocieran los ataques en la capital de Francia. De hecho, la llegada de la Selección a Bruselas ha estado rodeada de fuertes medidas de seguridad.

Las primeras informaciones las desvelaron varios medios belgas en los que se leía que el nivel de amenaza se había elevado en todo el territorio belga del nivel 2 al 3 y el partido podría cancelarse.