San José – Este lunes vence el plazo para que las personas que compraron o vendieron bienes o servicios a otra persona por un monto anual mayor a los ¢2.500.000, presenten la declaración informativa de impuestos D-151.

Las personas que no lo presenten se exponen a multas que asciende a los 4 millones de colones y hasta los 40 millones.

«Quien no presente la declaración informativa u omita información, se expone a una multa de 2% de los ingresos brutos con un mínimo de 10 salarios bases y un máximo de 100. Esta multa puede ir desde los ¢4.034.000 hasta los ¢40.340.000,00″, detalló Francisco Ovares, presidente del Colegio de Contadores Públicos de Costa Rica.

Por ejemplo, si declaró ¢100 millones de renta bruta y no presentó la declaración a tiempo, la sanción sería de ¢4 millones, lo que equivale a 10 salarios base.

Por esta razón, es importante que los contribuyentes que deben presentar el formulario D-151 declaren correctamente los datos solicitados dentro del plazo establecido. En el caso en que se presente la declaración informativa con errores, podrá ser sancionado con una multa de un 1% de un salario base por cada error.

¿Qué deben declarar?

 En la Declaración Informativa deben indicarse todas aquellas transacciones acumuladas superiores a los ¢50.000 anuales realizados a una misma persona cuando se trate de la venta o compra de servicios como alquileres, comisiones, servicios profesionales o intereses.

 Ovares subrayó que esta declaración es diferente a la que se debe presentar para el Impuesto Sobre la Renta, la cual vence el martes 15 de diciembre.

 «La declaración D-151 es meramente informativa, no requiere el pago de ningún impuesto. El contribuyente sólo debe reportar el detalle de las personas con las que tuvo transacciones durante el período fiscal indicando su número de cédula (física y/o jurídica) y el monto pagado o recibido», explicó Ovares.