Redacción- El padre Sergio Valverde de Obras del Espíritu Santo teme que los costarricenses no les quieran ayudar a su asociación ni proyectos, a raíz de lo sucedido con el presunto sacerdote que estafaba a los ciudadanos haciéndoles creer que era su entidad.

El padre dio a conocer a AMPrensa.com que se siente dolido y muy triste porque dicha persona inescrupulosa se valió de la institución donde luchan por los niños para jalar a su propio saco.

Valverde, además, añadió que tienen proyectos muy grandes como la fiesta de navidad donde están recolectando dinero para hacer las compras de la comida que les proporcionarán a los menores, así como juguetes y las dos torres de siete pisos que albergarán jóvenes de la calle.  Según el padre esta situación es lamentable porque necesitan de muchos recursos y que este hecho hace más difícil su situación.

https://youtu.be/7vlcZLN8yak

LEA TAMBIÉN

Detienen falso sacerdote que pedía en nombre de Obras del Espíritu Santo