Redacción – El estratega colombiano, Jorge Luis Pinto, comenzó con el pie izquierdo la ruta mundialista hacia Rusia 2018 al ligar dos derrotas consecutivas en las sus primeros partidos eliminatorios.

A la selección hondureña se le complicó la eliminatoria desde el inicio, pero los hondureños confían en que el colombiano pueda revertir esta situación.

El técnico colombiano tiene la experiencia, ya que le tocó vivir una situación similar en la eliminatoria a Alemania 2006, cuando dirigía a Costa Rica. En esa ocasión, Pinto y la  Sele fueron derrotados tanto en casa frente a Honduras y en suelo guatemalteco.

Luego de las dos primeras pérdidas, la tricolor logró tres victorias al hilo y un empate en suelo catracho que lo metió a la hexagonal final.

El colombiano no la tiene nada fácil, mantiene su cargo y no se da por muerto, aunque sabe que depende de sus próximos resultados si continúa o no al mando del conjunto hondureño.