San José – El Organismo de Investigación Judicial ya identificó los otros dos cuerpos que aparecieron enterrados en una fosa clandestina en un finca en Rancho Redondo de Goicoechea.

Uno de los cuerpos es de un joven de apellido Potosmy de tan solo 17 años, quien fue enterrado por su familia este jueves en Liberia.

Por otra parte, el otro cuerpo que faltaba por identificar se trata de un hombre nicaragüense ligado al narcotráfico Kenneth Cruz Montiel de 42 años, y que había estado en prisión meses atrás por trata de personas y posesión de drogas.