Redacción-Don Juan Félix es un hombre de 65 años, que deambula por las calles de San José  con una enorme carga que lo atormenta día y noche: una hernia de 24 kilos que cuelga desde su abdomen hasta las rodillas

Indigente01“Yo no puedo ni caminar muchas veces, ahí caigo,  solo pido ser operado”, relató con sus ojos llorosos a un equipo de AMPrensa.com.

Don Juan comúnmente se le encuentra por las cercanías del Mercado Central. Difícilmente pasa desapercibido por ese mal que lo aqueja desde hace 8 años.

“Antes me dedicaba a cargar y descargar camiones en San José centro, pero por hacer malas fuerzas se me hizo una pelota que se convirtió en esta hernia que pesa la mitad de mí”, detalla mientras se resguarda de un fuerte aguacero en la capital.

Además,  asegura que esa hernia le impide trabajar y por eso ahora vive en  las frías y sucias calles de la capital. No tiene ingresos que le permitan una mejor vida.

https://youtu.be/JDbNldf7JZo