Redacción-El ayuntamiento recibió como regalo tras los 20 años años del Festival de la Luz un queque, el cual pesa 300 kilogramos.

La donación la realizaron dos compañías a la Municipalidad de San José. La confección del queque tardó dos meses. Sin embargo, las autoridades municipales decidieron regalarlo con un fin benéfico.

A partir del lunes, porciones del pastel serán llevados a fundaciones que atienden poblaciones en riesgo social como niños, adultos mayores o indigentes.

El queque es de sabor a vainilla y dulce de leche y está constituido por doce secciones.