San José – Las autoridades de seguridad realizan un fuerte operativo en el Hospital San Juan de Dios, Calderón Guardia y el William Allen de Turrialba tras varias alertas de explosivos en estos centros médicos.

 La Dirección de Inteligencia y Seguridad (DIS) se encuentra revisando los hospitales. La información fue confirmada por la vocera del Hospital San Juan de Dios, Andrea de la Cruz y fuentes de la DIS.

 Fuerza Pública resguarda el perímetro y se ordenó cancelar la atención externa en los tres centros.

Según la Fuerza Pública, una persona mediante un teléfono prepago llamó al servicio de emergencia 9-1-1 para indicar en constantes ocasiones que pondría las bombas y solicitando a las autoridades evacuar los centros médicos.

A inicios de diciembre se presentó una menaza similar frente La Contraloría General de la Republica, tras el abandono de una maleta, la cual fue una falsa alarma.