Redacción – El Ministerio de Energía y Minería de Argentina, publicó una resolución que aumenta en unos 200% a 300%, a partir de febrero, los precios mayoristas de la electricidad en la capital y el Gran Buenos Aires.

Si bien aún no se sabe cómo impactará en la cuentas, ya que los aumentos dependerán del consumo, los medios locales advierten que las facturas residenciales sufrirán drásticos incrementos.

Muchos expresaron su preocupación por los aumentos, que vienen poco después de que el país padeció una brusca devaluación –calculada por algunos en hasta el 40%- luego de que el gobierno levantara las restricciones al dólar.

En los últimos años, el aumento en la demanda eléctrica, impulsada por los bajos costos, sumada a la falta de inversión en el tendido eléctrico, llevó a un creciente número de apagones.

El presidente argentino, Mauricio Macri, quien asumió el poder recientemente, había dicho durante la campaña electoral que subiría los precios de la electricidad.