Redacción- Las autoridades de salud comprarán, por medio de la Caja Costarricense del Seguro Social, un millón de vacunas contra la influenza para el año 2016.

Lo anterior con el fin de proteger a los menores de edad, adultos mayores y profesionales de esta actividad. A mediados de abril, iniciará la campaña de vacunación masiva necesaria para la prevención de las influenzas y las infecciones respiratorias.

Un proceso desde el 2003

La Comisión Nacional de Vacunación y Epidemiología (CNVE), coordinada por el Ministerio de Salud, informa que las vacunas compradas han ido en aumento desde que se inició la vacunación contra la influenza estacional en el año 2003.

Inicialmente la vacunación fue únicamente para niños menores de 2 años y adultos mayores de 65 años con factores de riesgo, y posteriormente los grupos de riesgo se fueron ampliando según las recomendaciones de la OMS/OPS y el criterio nacional, y se amplió la vacunación de adultos mayores de 65 años a 60 años.

El Dr. Roberto Arroba Tijerino, coordinador de inmunizaciones, explicó que históricamente se ha venido aumentando el número de personas a quienes se les ha aplicado la vacuna contra la influenza estacional. “Sin embargo, es importante mencionar que durante los años 2012 y 2013 se decidió cambiar la vacuna del hemisferio norte al hemisferio sur con criterio científico y las vacunas se aplicaron en el 2013 protegiendo a la población durante el año 2014”.

Un histórico de compra de dosis desde el año 2003 hasta el año 2015 muestra como el número de dosis administradas ha ido en aumento en los grupos de riesgo. #AMPrensa.com