Redacción- Se planearon con el fin de agilizar el paso de entre 65 mil y 100 mil vehículos diarios, sin embargo, los pasos a desnivel construidos en Circunvalación desde hace 7 años, se atrasaron en su entrega.

Uno tras otro -San Sebastián, Alajuelita y ahora Paso Ancho- enfrentaron problemas en la ejecución de esta obras y aunque tenían que estar listos en una fecha específica, la misma no sé cumplió.

El primero de esta lista, el paso a desnivel en San Sebastián, fue una obra planificada para 15 meses de construcción y con un costo de $ 3,7 millones de dólares, sin embargo, se extendió 5 meses más de lo previsto.

El paso a desnivel en el ingreso a la radial de Alajuelita, tuvo un costo de $10 millones de dólares y se retrasó 4 meses. La obra inició en la administración de Oscar Arias, pero finalizó en el gobierno de Laura Chinchilla.

Sin embargo, el paso de la rotonda de Paso Ancho, la situación no fue ajena. En dicha obra, el paso a desnivel tuvo que estar lista en octubre; sin embargo se prevé que esté finalizado en marzo, 6 meses después.

De acuerdo con Carlos Segnini, jerarca de Transportes, la forma en como se gestionaban las obras anteriormente significaban retrasos grandes, pues la obra empezaba a ejecutarse aún cuando las expropiaciones no estaban listas.

 Otros sectores que también externaron su posición, fue el LANMME quien señaló en su momento que la burocracia estatal y la falta de planificación retrasaron las obras en su mayoría y significó además, más presas para los conductores.