Redacción – Este miércoles el Tribunal Disciplinario comunicó que abrieron un proceso de investigación contra Jonathan McDonald en relación con el lanzamiento de su zapato de fútbol.

Tal parece que la acción del delantero rojinegro en la pasada final del torneo invierno 2015 ante el Deportivo Saprissa no pasó desapercibida y podría traer consecuencias para el jugador.

El futbolista deberá presentarse a mediados de enero para una audiencia en la que comparecerá ante las autoridades disciplinarias, mismas que tomarán la decisión de si se debe sancionar al jugador por lo ocurrido en el encuentro final del pasado campeonato en el que el manudo no recibió ni siquiera una llamada de atención.

Repase aquí el detalle de las sanciones:

A Liga Deportiva Alajuelense:

Ariel Soto González: un partido de suspensión y una multa de ¢50.000.00 por acumulación de dos tarjetas amarillas en el mismo partido.

Allen Guevara Zúñiga: un partido de suspensión y una multa de ¢50.000.00 por acumular cinco tarjetas amarillas en un mismo campeonato.

Al equipo: una multa de ¢150.000.00 por incurrir en conducta incorrecta en el terreno de juego, debido a que el árbitro tomó medidas disciplinarias contra al menos 5 diferentes integrantes de su equipo.

Una multa de ¢200.000.00 por el lanzamiento de objetos al terreno de juego que por sus características puedan causar una lesión.

Una multa de ¢150.000.00, al club que incumpla con las obligaciones establecidas en el Reglamento de Competición sobre el desalojo y respeto de las zonas amarillas y de seguridad en cada uno de los estadios a efecto de garantizar el libre tránsito en esos espacios.

Una multa de ¢200.000.00 por no tomar las medidas necesarias de seguridad que impidan o permitan en sus estadios el expendio o ingreso de artículos no permitidos en los estadios.

Una multa de ¢200.000.00 por no tomar las medidas necesarias de seguridad que impidan o permitan en sus estadios el expendio o ingreso de artículos no permitidos en los estadios.

Una multa de ¢500.000.00, al Club que ponga en riesgo la seguridad de las personas por no tomar las medidas necesarias que impidan o permitan en sus estadios el ingreso, la venta, expendio o propagación de material pirotécnico, pólvora, o cualquier material inflamable que cause o pueda causar riesgo de incendio o conflagración invasiva.

En síntesis, la Liga Deportiva Alajuelense fue la institución más afectada y deberán pagar un total de ¢1.750.000 por las sanciones recibidas.