Redacción – La tarde de este viernes el papa Francisco llegó a Cuba para sostener un encuentro inédito con el patriarca ruso Kirill, representante de la iglesia ortodoxa.

Constituye el primer y único encuentro entre los líderes de dos de las principales ramas del cristianismo desde que ambas se separaron en el año 1054.

Raúl Castro y patriarca ruso, Kirill.
Raúl Castro y patriarca ruso, Kirill.

El interés de Francisco en el encuentro estaba claro desde, al menos, noviembre de 2014, cuando al regreso de un viaje a Estambul, reveló que había hablado por teléfono con Kirill y que le había dicho: «Iré adonde quieras. Llámame y yo voy».

El pontífice fue recibido por el presidente cubano Raúl Castro, al igual que al Kirill cuando aterrizó esta mañana.

El encuentro será en una sala de reuniones del mismo Aeropuerto José Martí.

Esta misma noche el descendiente de la Iglesia Católica partirá a México, a una gira de 5 días.