La obesidad del perro: problemas para su salud

Entre el 20 y el 40% de los perros de los países industrializados padece obesidad

Redacción- La obesidad del perro no es sana: es una enfermedad crónica que puede causar artritis, enfermedades cardiovasculares o merma de la capacidad pulmonar de la mascota.

Entre el 20 y el 40% de los perros de los países industrializados padece obesidad, según datos de la Asociación Mundial de Veterinarios de Pequeños Animales (WSAVA).

El descontrol alimentario de un perro cuya conducta no se vigila puede derivar en sobrepeso y con el tiempo en obesidad.

La sobrealimentación y la falta de actividad física explican en buena medida la mayor parte de ese sobrepeso en los canes.

Las calorías que el perro debería gastar en los paseos y los juegos se acumulan en los tejidos grasos de su cuerpo, provocando no pocas dolencias a nuestra mascota.

Problemas respiratorios en el perro obeso

La primera consecuencia de la obesidad en el perro es que éste respira peor. La grasa que se acumula en el abdomen presiona su diafragma y reduce su capacidad pulmonar. Esto explica que el animal gordo encuentre más dificultad para inhalar el aire que necesita.

Anomalías cardiacas del animal obeso

La acumulación de grasa en el perro puede desencadenar anomalías cardiacas, otro de los problemas frecuentes en canes con sobrepeso. El incremento del peso corporal tiene efectos sobre el ritmo cardiaco, ya que al corazón le cuesta mayor trabajo bombear la sangre para repartirla por todo el cuerpo del perro.

Resultado de imagen de perros obesos

Menos longevidad en el perro obeso

Como ocurre en el caso de las personas con esta enfermedad, la esperanza de vida del perro obeso se acorta con respecto a los canes que gozan de un peso adecuado.

Consejos

  1. La obesidad es la enfermedad más común entre los perros. Para advertirla, basta con comprobar si somos capaces de palpar las costillas y la columna vertebral de nuestra mascota.
  2. Asegúrese de que su perro realiza el ejercicio suficiente acorde con su edad y raza.
  3. No sobrealimente a su mascota. Compruebe que la dosis de comida diaria es la adecuada para su tamaño, edad, raza, etc.
  4. Si detecta algún síntoma de sobrepeso, elimine las golosinas. No dé sobras a su perro, ni abuse de la comida enlatada.
  5. Un perro con sobrepeso necesita un cambio en su dieta; acuda sin falta a su veterinario para dirigir la realimentación del animal hacia su peso ideal.#AMPrensa


Publicidad

.

Acerca de Ana Yancy Aguilar 8957 Articles
Periodista especializada en cubrir las noticias nacionales y de servicio, con el fin de que lectores se mantengan informados de lo nuevo y relevante que sucede en el diario vivir. Correo: aaguilar@amprensa.com