Croacia le hace la vida cuadritos a los Lores del fútbol y dan la sorpresa al clasificarse a su primera final

Croatas alcanzan su primera final a nivel de selecciones mayores

Redacción- La selección de Inglaterra regresa a una final de copa del mundo luego de vencer la tarde de este miércoles al sorpresivo combinado de Croacia.

Los británicos se harán presentes en su segunda final de este torneo, puesto que su único antecedente es en la edición de 1966 cuando se consagraron como los campeones ante su propia afición.

A pesar de las diferencias históricas entre ambas selecciones, el rendimiento de mostrado a lo largo del mundial hacía pensar en un juego muy disputado y que se podría definir inclusive por la vía de los penales.

Pero una falta cometía por Luka Modrić al borde de su propia área pondría en peligro la portería croata.

Dicha acción de peligro fue consolidada por el lateral derecho Kieran Trippier quien realizó un soberbio remate al angulo que se terminó colando en la portería del conjunto balcánico.

Esta anotación termino condicionando el resto del encuentro, puesto que los ingleses tomarían una postura más preventiva ante los posibles contraataques de sus rivales.

Selección de Inglaterra comenzó a soñar con el gol al minuto 5.

Mientras que los croatas deberían ser más insistentes a la hora de ir hacia el ataque, puesto que tanto el marcador como el trascurso de lo minutos generaba que los sueños por parte de los aficionados croatas se fueran diluyendo.

El trascurso de los restantes minutos del primer tiempo pasarían sin grandes emociones en ninguna de las dos porterías, debido a que los balcánicos se apoderarían del balón, pero se veían débiles a la hora de sobrepasar la ordenada defensa de inglesa.

Mientras que el equipo de los tres leones priorizarían la solidez en la última linea, en vez de buscar ampliar el marcador.

Luego para la segunda mitad el juego no tendría grandes variaciones, puesto que el los del Reino Unido seguirían jugando con el tiempo y la desesperación de la nación que perteneció a la desaparecida Yugoslavia.

A pesar de que el juego parecía estar controlado por parte de los excampeones mundiales, pero la insistencia a la hora de ir hacia el ataque terminaría dando sus frutos.

Puesto que al minuto 68 Ivan Perišić levantaría a todos los aficionados del país balcánico, quienes al principio del encuentro recibieron el balde de agua fría al ver como vulneraban su portería.

La anotación llego luego de que el jugador del Inter de Milán se anticipara ante dos defensores del cuadro ingles, lo que dejó a Jordan Pickford sin posibilidades de evitar la anotación.

Este gol terminó generando un cambio en la dinámica de los restantes minutos del segundo tiempo, porque el equipo de los tres leones tomaría mayores riesgos para buscar definir el partido sin necesidad de irse a los tiempos extra.

Por su parte, Croacia se replegaría un poco más en su propia mitad del campo con el objetivo de aprovechar los espacios dejados en la zaga de los rivales.

No obstante, a pesar del las constantes ocasiones de peligro generadas en ambos marcos el marcador no sufría ninguna variación, por lo que fue necesario irse a los tiempos extra para encontrar al rival de Francia en la final mundial que se realizará el próximo domingo a las 9:00 am (hora de Costa Rica).

Durante los tiempos extra ambas selecciones buscarían el tanto que les diera la ventaja, para así evitar los lanzamientos desde el punto de penal.

Pero el gran cansancio por parte de los jugadores de ambas selecciones, además de las precauciones defensivas en ambos combinados generaría que las acciones peligro fueran escasas a lo largo de los 30 minutos.

Aunque una desatención en la última linea de los británicos sobre el minuto 109 del tiempo acumulado, generó que los croatas le dieran la vuelta al marcador y pusiera a festejar a los eufóricos aficionados balcánicos.

La anotación fue por parte del experimentado centro delantero Mario Mandžukić, quien aprovecho su posición dentro del área para vulnerar la portería de los tres leones.

Con este resultado Croacia se coloca en su primera final a nivel de selecciones mayores, dejando por fuera a los representativos de Dinamarca, Rusia e Inglaterra.

La final se disputará el próximo domingo 15 de julio entre la sorpresiva selección croata y el solido conjunto de Francia que buscará alcanzar su segundo título mundial en el estadio Olímpico Luzhniki.

Mario Mandžukić puso el gol definitivo al minuto 109 del alargue.


Publicidad

.