Exliguista encontró en el fútbol el sueño americano

Aguilar milita en la segunda liga más importante de Estados Unidos

Alejandro Aguilar brilla en Estados Unidos.

Redacción – El legionario costarricense y exliguista Alejandro Aguilar, encontró en el fútbol el sueño americano. El delantero de 27 años, es oriundo del cantón central de Alajuela, donde comenzó a darle sus primeras patadas a un balón de fútbol, sin saber que años más tarde se convertiría en jugador profesional.

Aguilar desde muy niño tenía claro, que quería ser futbolista profesional y fue así, como a muy temprana edad ingresó a las divisiones menores de Liga Deportiva Alajuelense, equipo el cuál lo cautivó desde pequeño.

La entidad manuda le dio la oportunidad al futbolista de debutar en la primera división, gracias a la confianza que le brindó Óscar Ramírez, el cuál fue uno de los maestros del delantero de sepa eriza.

Aguilar lleva más de 25 goles marcados en Estados Unidos.

Tras su debut con la camiseta rojinegra, se esperaban grandes cosas de Alejandro Aguilar, que gracias a sus grandes cualidades con la pelota, le dejó un buen sabor de boca a toda la afición manuda cuando salía al terreno de juego.

Lastimosamente, para lo intereses de Aguilar, su papel en la casa eriza fue disminuyendo con el pasar de los días, donde pasó en más de una ocasión en la banca o inclusive le tocó observar a los leones desde las graderías del Morera Soto.

Esa compleja situación, llevó al delantero ha salir de La Liga en varias ocasiones en condición de préstamo, donde estuvo en Carmelita en dos veces y en una oportunidad en el Club Sport Cartaginés.

Ante ese complicado panorama, el jugador decidió irse del club erizo y alistar sus maletas con destino a los Estados Unidos, para ir en busca de seguir forjando el sueño de disfrutar nuevamente el deporte rey.

Aguilar llegó en julio del 2016 a la segunda liga en importancia de suelo americano y a partir de ese momento, inició una carrera muy regular en la United Soccer League (USL), donde acumula más de 25 goles marcados.

Además, de ese buen paso goleador en los más de dos años que lleva en suelo estadounidense, el tico ha podido defender la camiseta de tres equipos diferentes en la denominada USL.

Todos esos esos factores positivos han llevado al costarricense a vivir un renacer en su carrera deportiva, que gracias a su esposa e hijos vive momentos muy especiales en tierras norteamericanas.

Dicha situación, llevó al jugador a incursionar en otros campos fuera del fútbol, dónde combina su carrera como jugador profesional con sus nuevos proyectos personales en los Estados Unidos, que han hecho que el tico viva el llamado sueño americano.

Aguilar conversó en exclusiva con AMPrensa.com desde Estados Unidos. A continuación un extracto de la entrevista.

¿Cómo se da su llegada a los Estados Unidos?

“Mi llegada a  Estados Unidos se da en el 2016, luego de jugar el primer semestre de ese año con Carmelita, en esos días yo era ficha de La Liga y cuándo se tenía que dar mi regreso al club, se dan ciertos problemas con la dirección técnica del club.

En ese momento estaba José Giacone y el entrenador tenía algunos nombres para llevar al equipo y yo no calzaba, entonces me tocaron puertas equipos nacionales. Pero, se da llamada de un club de la United Soccer League (USL).

La USL es la la segunda división en importancia en los Estados Unidos. En ese momento, tenía que hablar con La Liga para rescindir contrato y para tomar la decisión de irme de Alajuela tenía que reunirme con los encargados del club para decidir mi futuro.

En ese momento se dieron unos intercambios de opiniones, yo no quería seguir a préstamo, tuve una mala experiencia en Cartago y desde ese momento, me sentía bien y algunos directivos de Alajuela querían que siguiera en el club, pero mi decisión estaba tomada.

La mejor opción era Estados Unidos, las conversaciones de dieron en mayo del 2016 y ya en julio del mismo año, ya estaba en suelo americano”.

¿Cómo le ha ido en su aventura por la United Soccer League (USL)?

“Cuando llegue en el 2016 milite en el Pittsburgh Riverhounds, ahí estuve un período muy corto, debido que cuando se da mi arribó al club, la temporada le faltaba muy poco para terminar.

Luego llegué al estado de Arizona, anduve de paseo dónde mi suegra y estando en dicho lugar, se dio el contacto para que militará con el FC Arizona, que fue mi equipo en todo el 2017.

Por dicha todo me ha salido muy bien, el año anterior conseguí marcar nueve goles con el FC Arizona y por dicha puede aportar para que mi equipo quedará campeón de conferencia.

Estados Unidos le ha venido muy bien al tico.

Mucha gente se equivoca en ocasiones, piensan que la USL es una liga universitaria, pero es algo totalmente diferente, por que todas las ligas son independientes y como Estados Unidos es un país tan extenso tiene varias conferencias.

El año pasado jugamos a nivel estadounidense y llegamos hasta los cuartos de final del torneo nacional. El 2017 fue muy provechoso para mí, luego de un 2016 difícil que tome decisiones importantes.

Este año me salió el chance de jugar en el Sporting Arizona FC y por dicha todo me esta saliendo bien”.

¿Qué tan difícil fue cambiar el fútbol de Costa Rica por una segunda división de Estados Unidos?

“Fue una decisión que no se tomó a la ligera, no sólo era tomar una maleta con mis cosas y venirme para acá. Tenía que venirme con mi familia, pero a la larga tomé la mejor decisión al lado de las personas que tanto quiero.

El primer contrato que me ofrecieron era mejor, que el que tenía con La Liga y aunque no era la gran diferencia por que gracias a Dios, era de los regulares económicamente hablando en Alajuela, pero sí, se mejoró como en un 20% con mi partida para Estados Unidos.

Fue algo complicado en los primeros días adaptarme, pero por dicha cuándo llegué al equipo me dieron casa, carro y por ahí, otro factor que pesó mucho, fue el que mi esposa y mis dos hijos son nacidos en suelo americano”.

¿No tuvo el apoyo necesario en el fútbol nacional para crecer en su carrera?

“Sinceramente nunca lo tuve, desde que debuté con La Liga al mando de Óscar Ramírez, siento que lo hice bien, pero ante los ojos de muchos siempre fui el joven, que estuvo bajo la sombra de Alpízar, Leandrinho, Jerry Palacios y siempre estuve por debajo de ellos.

En un momento me dije a mí mismo, que yo estaba al mismo nivel de ellos y desde ese momento se dio mi primer salida al Carmelita, después mi salida al Cartaginés.

Luego vuelvo a ir a Carmelita y cuándo regreso a La Liga, sentía que había quemado etapas y ya  tenía 25 años, me sentía más maduro, pero lamentablemente, muchos factores influyeron para que no tuviera un buen suceso por el club y por eso salí del equipo, en busca de nuevos aires.

No conté con el apoyo que quería, aunque siempre trabaje bien y desde los 7 años forme parte del club, pero para mala suerte mía nunca tuve ese respaldo esperado.

Siento que yo le quedé debiendo al club y ellos me quedaron debiendo por la falta de confianza hacia mi persona”.

A pesar de todo lo sucedido con La Liga, ¿Eres manudo de corazón?

“Yo le sigo el rastro a La Liga, veo todos los partidos del club y la “mariposita” siempre esta ahí, en ver a mis compañeros en el pasado. Al club, no le guardo ningún resentimiento y en lo poquito que pude hacer la afición siempre me lo recuerdan de buena manera.

Aguilar en sus días como jugador de La Liga.

Alajuela me dio de comer durante mucho tiempo y por eso, a pesar de todo lo sucedido, le guardo cariño, el equipo fue mi segunda casa desde mi niñez, tuve la dicha de ser cuatro veces campeón con La Liga.

Para mala suerte mía, no tuve la regularidad esperada, pero debo reconocer que mi corazón quiere mucho al club rojinegro“.

¿Aparte de jugar fútbol, que más hace en Estados Unidos?

“Este año al lado de mi esposa y de mi mejor amigo junto con su pareja, iniciamos un negocio propio, el cuál tiene como finalidad servicios de limpieza y eso lo manejan entre ellos, mientras yo me dedico al fútbol a tiempo completo.

Estos son algunos de los pupilos de Alejandro Aguilar en su academia.

Además de jugar fútbol, me dedico a una academia de niños que tengo acá en Arizona, tengo más de 30 niños inscritos, la misma lleva el nombre de Club Chivas Italia“.

¿Cuáles son sus metas a futuro en su carrera como futbolista profesional?

“Por los momentos estoy comprometido con el Sporting Arizona FC, faltan solamente días para jugar las finales de conferencia e iremos a jugar a Colorado y después viene una pausa de tres meses.

Tengo 27 años y estoy muy a tiempo aún, todavía el sueño se encuentra intacto, me gustaría subir de división o ver si sale alguna opción en Costa Rica o en algún otro país.

¿Piensas en la selección nacional?

“Totalmente, yo acá trabajo todos los días de la semana profesionalmente, me alimento bien, descanso bien y para cualquier jugador es un sueño estar en la selección y con esa idea, trabajo arduamente para estar en La Sele.

Si hoy me convocaran, yo estoy en óptimas condiciones, físicamente estoy muy bien, con buen ritmo de partidos y sea hoy, para mañana o en dos años, siempre voy a querer estar ahí y voy trabajar para estar ahí”.


Publicidad

.