Rojas no desentonó en su debut con los morados. (Foto: José Pablo Brenes).
  • Paté asegura que Daniel Rojas tiene sus respetos

Redacción – El joven arquero del Saprissa, Daniel Rojas, debutó a sus 19 años con El Monstruo, que es su casa desde más de 10 años y hoy tuvo el chance de abrir expediente en el fútbol nacional.

Rojas tuvo un amargo debut, debido que recibió dos goles en el Fello Meza, que vio como el Monstruo sucumbió ante el Cartaginés, que bajo de la nube a los dirigidos por el Paté.

A pesar de la caída, el arquero no desentonó en ningún momento, aunque en el inicio del juego se le vio un poco nervioso, pero al pasar de los minutos se le pudo ver más tranquilo.

Rojas debutó con tan solo 19 años. (Foto: José Pablo Brenes).

El debut de Rojas es gracias a su constancia en los entrenamientos en sus divisiones menores, hasta llegar al primer equipo, donde se integró desde hace dos semanas atrás a los trabajos liderado por Walter Centeno.

Daniel fue respaldado por los hombres de experiencia y así lo dejó ver tras su ansiado debut con el cuadro 34 veces campeón nacional.

«Todos me hablaron, los jugadores de experiencia, grandes jugadores, me dieron su respaldo y eso me motivó bastante para darlo todo en la cancha».

Esa confianza se vio reflejada en la cancha, donde se le vio muy seguro a la hora de salir jugando y su gran toque con el balón, fueron suficientes para que el Paté destacara la labor de Daniel Rojas.

«Hoy de las cosas que puedo salir más satisfecho es la personalidad de este chico. Con los pies, fenomenal.

Mis respetos. Viene entrenando de hace 15 días. Desde que lo vi lo dejé. Usted vio con qué prestancia el chico para la bola y la juega», afirmó el Paté.

Centeno elogió a su pupilo.

El timonel morado quedó impresionado con el talento del jugador, pero eso sí, no le asegura la titularidad con el Saprissa, debido que próximamente regresará Aarón Cruz.

«Tiene un punto a favor (Rojas), pero también tengo que respetar que Aarón es el titular. Ahora se lesionó, pero cuando regrese le tengo que dar su lugar.

Los jugadores están para meterle presión a uno y este muchacho me está metiendo presión. 

Su buen toque de balón no es obra de la casualidad, debido que desde pequeño era jugador de campo y eso le ayudó para tener mucha calma a la hora de controlar la pelota.


Lea también: Paté Centeno: «Ha sido el partido más malo que hemos jugado»


El joven arquero asegura que en un equipo grande como el Deportivo Saprissa, un jugador siempre debe estar listo para salir a defender con todo a la institución.

Rojas reveló que minutos antes de arrancar el partido, le pidió a Dios mucha calma, serenidad, confianza y mente fría para tomar las mejores decisiones.