Cámara pide a legisladores reflexionar sobre afectaciones en el empleo por prohibir el plástico

El sector del plástico brinda en promedio 14 mil empleos

Redacción- Ante las iniciativas de ley promovidas desde la Asamblea Legislativa para promover impuestos y prohibiciones al uso del plástico, la Cámara Costarricense de la Industria del Plástico (ACIPLAST) hace un llamado a los legisladores para reflexionar sobre las afectaciones que tendría su aprobación en el empleo y el desarrollo del país.

“Sabemos que existe un problema importante de residuos plásticos, y es por eso que creemos en iniciativas que más que prohibir o poner impuestos, regulen y promuevan una educación hacia la buena disposición y uso consciente de materiales como el plástico y otros. Es decir, creemos en propuestas de ley equilibradas y factibles, en donde se planteen posiciones intermedias, en las que el sector industrial se reconvierta, mas no desaparezca”, explicó Jaime Cerdas, Presidente de ACIPLAST.

Sobre el proyecto expediente n° 20985, presentado por el diputado Erwen Masís, la postura de ACIPLAST es que este no ha sido suavizado, tal como lo ha expresado la diputada Paola Vega en medios de comunicación, sino que volvió al texto dictaminado por unanimidad en Comisión de Ambiente, y en el cual existe una prohibición a las bolsas de plástico tradicional, una opción alternativa en botellas, y una prohibición en pajillas.


LEA TAMBIÉN:Banco ofrecerá casas, lotes, fincas y locales comerciales hasta con 65% de descuento


“Con la propuesta de Masís, se da una obligación a adquirir bolsas de únicamente dos tamaños, de un grosor mayor que promueva la reutilización y que tengan 50% de material reciclado como mínimo, o fabricadas con materiales biodegradables; con esto se promueve el reciclaje al tiempo que permite al sector evolucionar y no desaparecer”, expresó Cerdas.

Para ACIPLAST, una regulación como la planteada en la versión de Masís, abriría una ruta para que se desarrolle una economía circular, a través del verdadero reciclaje, sin que esto signifique poner en riesgo cerca de 14000 empleos que brinda el sector.

Se ha generalizado una “satanización” del plástico, debido a la evidente y lamentable gestión de los residuos la cual hace que estos lleguen a los mares y ríos, así como el poco interés en fomentar, mediante la educación, conciencia ambiental en la ciudadanía. Sin embargo, es importante apelar a la información científica de los datos, ya que se han promovido materiales sustitutos nombrados como “más amigables con el ambiente” sin que se hayan presentado estudios de análisis de ciclo de vida que comparen la huella ambiental de estas alternativas.

Diversos estudios han analizado el ciclo de vida de otros materiales, y han determinado que algunas de las sustituciones tienen impactos más cuantiosos que el plástico en la emisión de gases que contribuyen al calentamiento global. Utilizar una vez una bolsa de papel, en comparación con una de plástico, implica 4 veces más el consumo de agua, emite 3.3 veces más gases de efecto invernadero y 1.9 veces más gases ácidos; además, en el acarreo de productos, se necesita más material al usar el papel que plástico. Por ejemplo, para soportar un mismo peso, se requiere 4 veces más material de papel que de plástico.

ACIPLAST reitera que el problema radica en la mala gestión de los residuos como es el plástico, por lo cual requiere una solución integral que involucre a todos los actores: Estado, Gobiernos Locales, sector privado y ciudadanía.

El parque empresarial del sector del plástico está compuesto en promedio por alrededor de 300 empresas, un 78% de ellas corresponden a PYMES.

En promedio el sector brinda 14 000 empleos, siendo las PYMES generadoras del 44% de este. El año pasado, el sector exportó $371 millones: 343 empresas exportaron 241 productos a un total de 81 destinos.


Publicidad

.

Acerca de Ana Yancy Aguilar 9126 Articles
Periodista especializada en cubrir las noticias nacionales y de servicio, con el fin de que lectores se mantengan informados de lo nuevo y relevante que sucede en el diario vivir. Correo: aaguilar@amprensa.com