Redacción-La Cámara de Industrias propuso la eliminación del impuesto a los combustibles industriales o su sustitución por el IVA  como medida para evitar que se aumente el desempleo.

Los industriales reiteraron que una de las principales razones por las que el empleo no crece en el país es por el alto precio de los combustibles que pagan las empresas.

Para ellos, el costo excesivo perjudica la posibilidad de aumentar su productividad y con ello generar más empleo en el país.

 Y como se vio el año pasado en varias empresas locales, esto ha sido motivo para recortar personal y subir la tasa de desempleo.

“Los precios de los combustibles en Costa Rica son excesivos porque RECOPE tiene altísimos costos en la importación, almacenamiento y trasiego del combustible y a esto se  suma el impuesto único que también pagan el GLP y el búnker, impuesto que no tienen los países con los que Costa Rica compite.”, explicó Enrique Egloff, Presidente de CICR.

«Solicitamos al Gobierno y a la Asamblea Legislativa valorar esta situación y tomar acciones antes de que sea demasiado tarde y paguemos las consecuencias con más desempleo”, mencionó Egloff.

Los industriales reaccionaron ante la última solicitud de tarifas de la Refinadora Costarricense de Petróleo (RECOPE) presentada a ARESEP en diciembre 2019, en la que se evidencia que la falta de competencia en la importación de combustibles ha llevado a aumentar los precios con cargos excesivos.

En el caso del búnker, el cargo local por el servicio que brinda RECOPE es de 76,32 colones por litro, lo que representa un 49% del precio de compra en el mercado internacional.

Cuando se le suma el pago del impuesto de 24,25 colones por litro sobre este combustible de uso industrial, el cargo es de 64,59% sobre el precio del mercado internacional.

En el caso del gas licuado de petróleo (GLP) se repite la historia: al precio internacional de 85,06 colones por litro, se le suma un monto por costos de RECOPE de 51,01 colones, más un rédito sobre las inversiones de 10,56 colones, lo que conduce a sumar un 72% al precio internacional.

Además, cuando se le suma el impuesto único al gas de 50.75 colones por litro, el precio sería de un 132% más caro que el precio de compra en el mercado internacional.

“Es aquí donde la política sectorial que limita el cargo de RECOPE sobre el precio de referencia internacional es indispensable, pero lamentablemente no es suficiente. Esto lo ha demostrado VICESA que en promedio al igual que otras empresas industriales, en los últimos 14 meses, han adquirido el búnker un 18% más caro en Costa Rica con respecto a Guatemala”, indicó Egloff.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí