Salario escolar se repartirá a partir del 15 de enero. AMPrensa.com.
  • Caja reveló lista completa de aspirantes morosos

Redacción – A pocos días de las Elecciones Municipales 2020, la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) reveló que 235 candidatos a alcaldes y vicealcaldes deben millones a la institución.

Según sus estadísticas, 11 de cada 100 aspirantes a los puestos de alcaldes y vicealcaldes para las elecciones del próximo 2 de febrero de 2020.

Los datos fueron proporcionados por la Dirección de Cobros de esa entidad luego de una revisión a la base de datos este jueves a las 8:05 de la mañana de este jueves.

Estos 235 patronos o trabajadores independientes, que están aspirando a dirigir el gobierno local de su cantón, adeudan ¢426.4 millones por cuotas obreras-patronales.

Jose Eduardo Rojas López, director de Cobros de la CCSS, explicó que si bien es cierto que estos costarricenses pueden participar en el proceso electoral pese a que estén morosos, es importante que quienes administren los tributos locales de cada cantón estén al día con sus obligaciones.

Uno de ellos es el alcalde de Limón que busca reelegirse, Néstor Mattis Williams; así como Roberto Quirós Silesky, candidato a alcalde por el PUSC en Cartago; Fuk Choi Yan Lee, candidato a alcalde por el PIN en San José; Yehudy Mora, caldidato a alcalde de Quepos por Nueva República; Arnaldo Barahona, candidato a vicealcalde por el PUSC en Tejar; entre otros.

Según la Caja, ellos 5 son parte de los 10 con las deudas más altas:

  1. Rosa Nelly Rivera, candidata a vicealcaldesa por el PUSC en Pococí
  2. Jimmy Fonseca, candidato a alcalde por el PIN en Nicoya
  3. María Eugenia Mora, candidata a alcaldesa por Nueva República en Montes de Oca
  4. William Guido, candidato a alcalde por el PIN en Bagaces
  5. Edgar Rodríguez, candidato a alcalde por Unidos Podemos en el cantón Central de Alajuela

La lista completa de los aspirantes a los puestos de alcaldes y vicealcaldes morosos con la CCSS está disponible haciendo click AQUÍ.

Rojas explicó que entre los instrumentos de cobro que se gestionaron durante el 2019, está el cobro judicial, en cuya fase se colocó el 62.94% de la morosidad; además que el 85.41% de esta tiene denuncia penal.