Redacción-Los cuatro policías de la Delegación de la Fuerza Pública de Garabito que fueron detenidos  como sospechosos de cometer el delito de concusión descuentan tres medidas cautelares.

A solicitud de la Fiscalía de Garabito, los imputados fueron suspendidos de sus cargos, deben firmar periódicamente en el Ministerio Público, a partir del 01 de junio, y tienen prohibición para perturbar, molestar, agredir, coaccionar, amenazar o amedrentar a víctimas o testigos. Las medidas fueron ordenadas por el plazo de seis meses.

Vivas Castillo, Vindas Castro, Álvarez Rodríguez y Bogantes Guerrero son investigados dentro del expediente 20-000312-077-PE, por aparentemente haber cobrado $1.000 a dos personas, para evitar hacerles un parte por restricción vehicular y decomisarles las placas del carro, el pasado 14 de abril.

A otra pareja que permanecía en el carro, en un mirador, y en aparente estado de ebriedad, Vivas y Álvarez le habrían sustraído ₡50.000 de la billetera, aparentemente la madrugada del 16 de febrero.

El cumplimiento de las medidas cautelares está vigente hasta el 20 de noviembre del 2020. Durante este período, se espera avanzar en la investigación.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí