Nayib Bukele y Carlos Alvarado
  • El fiscal general también fue destituido

Redacción – El Gobierno de Costa Rica expresó a la administración de Nayib Bukele, en El Salvador, su preocupación luego de la destitución de magistrados y el fiscal general por parte de la Asamblea Legislativa compuesta, en su mayoría, por aliados al presidente salvadoreño.

Fueron 64 votos a favor -todos oficialistas- y 19 en contra los que permitieron la salida de los magistrados con quienes Bukele tuvo choque de posiciones en ocasiones anteriores.

Con esto, ahora el partido de Bukele abarca los tres Poderes de la República, lo que debilita la democracia de El Salvador.

«Costa Rica exhorta a que se garantice el respeto de la institucionalidad democrática y del Estado de Derecho de El Salvador, mediante el diálogo amplio y transparente entre todos los actores», expresó Cancillería de la República mediante un breve comunicado.

Agregan que, para Costa Rica, la división de poderes constituye un principio fundamental para el funcionamiento efectivo de la democracia.

El expresidente de El Salvador en el período anterior (2014-2019), Óscar Ortiz, expresó en su cuenta de Twitter que estas acciones de los congresistas representan un golpe a la democracia de ese país.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí