Foto: Roberto Carlos Sánchez - Casa Presidencial.

Redacción-Luego de escuchar el discurso pronunciado por el Presidente Carlos Alvarado, sobre la “ruta económica para el 2020 y los años venideros”, la Cámara Costarricense de la Construcción manifiesta su profunda preocupación por la falta de una ruta económica.

Para los representantes de dicho gremio, la ruta no es clara,  carece de acciones concretas, fechas de ejecución y responsables, por lo que deja muchas dudas de que pueda sacar el país de la parálisis en la que nos encontramos, que día a día se traduce en una mayor pérdida de empleos.

Recientemente el Banco Central de Costa Rica (BCCR) dio a conocer el informe del Índice Mensual de Actividad Económica (IMAE) del mes de mayo del 2020, el cual muestra una abrupta caída de 7.5% en términos interanuales para todos los procesos productivos y para el sector construcción se muestra el décimo octavo mes consecutivo con números negativos.

Las acciones propuestas en el mensaje del Presidente, vuelve a delegar la responsabilidad de enderezar la economía al Poder Legislativo, sin mostrar claridad en las acciones que ejecutará el Poder Ejecutivo en esta línea.

“No desconocemos la gravedad de la situación sanitaria mundial, no obstante, si el sector productivo del país no se reactiva, no se logrará avanzar en la vía correcta. El sector empresarial costarricense y muy especialmente la construcción, requiere con urgencia de una agenda de acciones concretas, que brinden confianza y sean un incentivo para generar empleo”, señalan el gremio.

Esta semana que los diputados retoman sus labores parlamentarias y  esperan que se inicie con esta recuperación de confianza mediante la aprobación de varios proyectos de ley que vendrían a darle un poco de aire a varios sectores productivos entre ellos, el de la construcción.